Románticos

Sufriendo lo indecible por amor forjó su leyenda de poeta. Su pluma alumbró versos bellísimos y desgarradores; las musas se mostraban benévolas con él.

Cuando por fin se decidió a conocerla, todo fue muy rápido: noviazgo y boda fulgurante. Desde entonces viven felizmente casados.

Hubo de cambiar, eso sí, su registro literario: desde aquel “sí quiero”, no hay prosa más efectiva que la suya en la sección de necrológicas.

FIN

10 comentarios en “Románticos

    • ¡Buen día, Ana! Jaja…¡No te preocupes! Veo que también eres de las que madrugan…Estoy rescatando algunos micros que tenía en el tintero…Este era uno de ellos. ¡Muchas gracias por pasarte, leer y comentar! ¡Un fuerte abrazo para ti!

      Me gusta

  1. Pingback: Faltan muchos | Blog de Aldegunde

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s