Nunca muere

Fotografía: Ovidio Aldegunde La luz verde del taxi me salvó de una buena: la tarde madrileña alumbraba aguaceros de abril bajo nubes densas y negras. Me daba palique y yo, intimidado por la lluvia, escuchaba y me animaba por momentos. Salí del coche en un tris de apuntarme a un curso de tiro al plato … Sigue leyendo Nunca muere

EL ACCIDENTE de Jorge Aldegunde

MasticadoresRomantica&Eros Editora: Paula Castillo Monreal

Cojo tu mano y salimos corriendo de aquel espanto. Se escuchan lamentos anónimos, perdidos en una oscuridad que todo lo engulle. Entonces te miro: cada vez cojeas más; te fatigas. Te llevas la mano al costado. Cuando la tomo está empapada de sangre espesa y caliente. Estamos ya casi fuera: solo un último esfuerzo más. Dices que no puedes, que te fallan las piernas. Me adelanto, seguro de volver con refuerzos. Hay bomberos más adelante. Les señalo el lugar en el que esperas. Me apartan y, en ese instante, el mundo se desvanece para mí.

***

Me despierto; sé que he vuelto revivirlo. Me espera otro día gris y anodino en el que no pasará nada. Todos me miran y se compadecen. Tratan de convencerme de que, después de todo, he tenido mucha suerte de poder contarlo. Que no está en mis manos decidir quién vive y muere.

Yo me…

Ver la entrada original 58 palabras más